Saltar al contenido

¿Es el Doberman un perro agresivo?

Doberman agresivo

Desde sus orígenes en 1860, el doberman ha estado rodeado de numerosos mitos infundados: se dice que son agresivos, inestables, que su cerebro crece desmedidamente, y que poseen instintos homicidas…

Desafortunadamente, estos mitos sin fundamento continúan prevaleciendo en la percepción pública, resultando en que muchos cachorros y dobermans adultos en refugios no sean adoptados.

Pero, ¿es realmente cierto que Doberman sea un perro agresivo? ¿Por qué está catalogado legalmente como una de las razas «peligrosas»?

En este nuevo artículo de PerroDoberman, te proponemos explorar a fondo esta distinguida raza, revelándote su verdadera naturaleza y desmitificando algunas creencias erróneas. ¿Comenzamos?

¿El Dóberman es un perro agresivo?

Es un mito común pensar que los Doberman son inherentemente agresivos. La verdad es que cualquier perro, independientemente de su raza, puede desarrollar comportamientos agresivos si no se cría, se entrena o se socializa correctamente.

Crianza y Entrenamiento

Los Dobermans son perros inteligentes, leales y protectores, que a menudo son elegidos como canes guardianes o policía debido a estas características. Si un Doberman es entrenado para ser agresivo, puede exhibir tales comportamientos, pero esto no significa que la agresividad sea una característica inherente de la raza.

Socialización

La socialización temprana con otros perros, animales y personas puede ayudar a evitar el desarrollo de comportamientos agresivos en los Dobermans, como en cualquier otra raza de perro.

Genética

Aunque algunos estudios sugieren que puede haber una predisposición genética a la agresividad en ciertas razas de perros, el ambiente, la socialización y el entrenamiento juegan un papel crucial en el comportamiento de un perro. Los Dobermans bien socializados y entrenados son conocidos por ser amables, amorosos y buenos con los niños y otros animales.

Consideraciones de Comportamiento

El Doberman tiene una alta energía y requiere mucho ejercicio y estimulación mental para evitar problemas de comportamiento. Si el perro se aburre puede volverse destructivo o agresivo. Es esencial satisfacer sus necesidades físicas y mentales para asegurarse de que se comporten de manera equilibrada.

  Cortar o no las orejas del Doberman 

¿Se clasifica al Doberman como una raza potencialmente peligrosa?

Legislaciones y Normativas

En algunos lugares, ciertas razas, como el Doberman, pueden estar clasificadas como “potencialmente peligrosas” debido a percepciones y legislaciones locales. Estas legislaciones, en ocasiones, surgen a raíz de incidentes aislados o estereotipos, y pueden requerir que los propietarios cumplan con regulaciones específicas, como el uso de bozal y correa en lugares públicos, o la contratación de un seguro de responsabilidad civil.

Percepción Pública

La percepción pública de los Dobermans como perros “agresivos” a menudo se basa en su apariencia imponente y su historia como perros guardianes y de protección. Es esencial recordar que la apariencia de un perro no determina su comportamiento o temperamento.

Educación y Concienciación

La educación y concienciación sobre los perros y sus necesidades, comportamientos y cuidados son fundamentales. Los Dobermans, al igual que otras razas, pueden ser perros maravillosos y leales si se crían en un ambiente amoroso, se entrenan correctamente, y se socializan desde una edad temprana.

Responsabilidad del Propietario

El papel del dueño del perro es crucial. Un propietario responsable y bien informado puede entrenar y socializar a su perro de manera adecuada, reduciendo así el riesgo de comportamientos indeseados o peligrosos, independientemente de la raza.

¿Cómo podemos actuar ante un Doberman agresivo?

Lidiar con un Doberman, o cualquier perro que muestra signos de agresión, requiere precaución, conocimiento y paciencia. Aquí hay algunos pasos que podrías seguir si te encuentras en una situación con un Doberman agresivo:

1. Mantén la Calma

Los perros pueden percibir y reaccionar a tu energía y emociones. Mantén la calma y habla con un tono de voz suave y relajado.

2. No Hacer Movimientos Bruscos

Mueve lentamente y evita movimientos rápidos o bruscos que podrían asustar o amenazar al perro.

  Cosas que no le gustan al perro Doberman: Descubriendo sus Preferencias y Aversiones

3. No Mantener Contacto Visual Directo

El contacto visual directo y sostenido puede ser interpretado por el perro como un desafío o una amenaza.

4. Proporciona Espacio

Da al perro suficiente espacio y evita acercarte demasiado. No intentes tocar o acariciar al perro si muestra signos de agresividad.

5. Usa Comandos Verbales

Si conoces comandos básicos que el perro podría entender, como “¡Sienta!” o “¡Quieto!”, úsalos con un tono firme pero tranquilo.

6. Busca Signos de Relajación

Observa al perro en busca de signos de relajación o sumisión, como bostezar, lamerse los labios o evitar el contacto visual.

7. Retírate Lentamente

Si es posible, retírate lentamente del área, evitando darle la espalda al perro.

8. Busca Ayuda Profesional

Si el Doberman agresivo es tu perro, busca la ayuda de un profesional en comportamiento canino o un adiestrador de canes con experiencia en agresividad.

9. Examina la Salud del Perro

Un perro agresivo puede estar experimentando dolor o malestar debido a un problema de salud subyacente. Un chequeo veterinario puede ser necesario para descartar cualquier problema médico.

¿Qué puedo hacer para que mi Doberman me considere el macho alfa?

Es fundamental aclarar que la teoría del «macho alfa» o «dominancia» en el adiestramiento canino está desacreditada y es considerada anticuada. Los perros, aunque son animales sociales, no estructuran sus relaciones sociales de la misma manera que los lobos, y la relación entre humanos y perros es única y diferente a la relación entre lobos en una manada.

Construir una relación basada en la confianza y el respeto mutuo con tu Doberman, o cualquier perro, es mucho más efectivo y enriquecedor que intentar establecer dominancia. Al comprender y respetar las necesidades de tu perro y al proporcionarle entrenamiento positivo, rutinas consistentes, y cuidado amoroso, puedes disfrutar de una relación armoniosa y feliz con tu compañero canino.

¿Cómo prevenir este comportamiento agresivo en un doberman?

Entender y prevenir la agresividad en un Doberman, o en cualquier raza de perro, no se trata necesariamente de establecer dominancia o participar en una «lucha de poder». Es más efectivo enfocarse en construir una relación saludable y equilibrada basada en el respeto mutuo y el entendimiento.

  Falsos Mitos y Leyendas del Doberman

1. Enfoque Proactivo y Educativo:

  • Educa y Socializa desde Temprano: Exponer a tu Doberman a diferentes ambientes, animales y personas desde cachorro, puede fomentar su adaptabilidad y prevenir comportamientos agresivos en el futuro.
  • Entrenamiento Positivo y Consistente: Usa técnicas de refuerzo positivo para enseñarle comportamientos y comandos deseados, y se coherente con las reglas y límites.

2. Establecimiento de Rutinas Claras:

  • Proporciona Estructura y Rutina: Los perros prosperan con la consistencia y la previsibilidad en sus vidas. Establecer y mantener rutinas diarias puede contribuir al bienestar mental de tu Doberman.
  • Proporciona Ejercicio Regular y Estimulación Mental: Un Doberman necesita mucha actividad física y mental para mantenerse equilibrado y feliz.

3. Comunicación y Observación:

  • Aprende el Lenguaje Corporal Canino: Observa las señales y comportamientos de tu Doberman para entender sus necesidades y emociones.
  • Responde a Sus Necesidades: Al entender lo que tu Doberman está tratando de comunicarte mediante su lenguaje corporal y comportamiento, puedes abordar sus necesidades de manera más efectiva.

4. Bienestar Integral:

  • Cuida su Salud: Una buena nutrición, chequeos veterinarios regulares y atención médica apropiada son fundamentales para prevenir problemas de comportamiento relacionados con la salud.
  • Promueve un Ambiente Seguro y Amoroso: Un ambiente hogareño positivo y seguro es crucial para el desarrollo emocional y comportamental de cualquier perro.

5. Interacción y Vínculo:

  • Fomenta un Vínculo Fuerte: Desarrolla una relación de confianza y respeto mutuo con tu Doberman mediante interacciones positivas y tiempo de calidad juntos.

Si te ha gustado nuestro texto: ¿Es el Doberman un perro agresivo? te aconsejamos que eches un vistazo a nuestro blog, donde encontrarás muchos más artículos interesantes.